Reflexiones tras mi regreso de Londres

Hace ya unas semanas estuve en Londres por motivos de trabajo – asistía a la World Travel Market 2012 para promocionar El Campello– y desde que volví llevo dándole vueltas a que debía transmitir en este lugar de reflexión, mi rinconcito, algunas ‘cositas’ que durante mi estancia en esta ciudad me pasaron.

La feria no transcurría de forma distinta a otras a las que durante mi vida profesional he asistido… sin embargo, el miércoles (7/11) se acercó al stand una jovencita que ante la pregunta ‘Can I help you?’ me contestó en español que simplemente estaba mirando porque era alicantina y aquello de la ‘terreta’ tiraba… hacía poco que estaba en Londres y como muchos otros jóvenes había ‘emigrado’ para perfeccionar su inglés (la verdad es que fue bastante asombroso la de españoles que nos encontramos por todas partes!) … Lógicamente hablamos un poco y me sorprendió su rotunda afirmación de que realmente Alicante tenía poco que ofrecer a los turistas y visitantes… ¿¿¿Y eso lo decía una alicantina??? Recordé rápidamente una ponencia de Pablo Rosser en la que aseveró que los primeros en creernos y ofrecer ‘sin complejos’ lo que tenemos debemos ser los residentes en cada destino (nuestros pueblos y nuestras ciudades) y de un artículo que escribí para la revista Top TurismeAlicante ¿destino desconocido?– tras la mencionada conferencia… Ante mi cara de sorpresa le comenté que ella sabía que Alicante podía ofrecer muchas alternativas –estuvimos enumerándolas y ella misma se asombró del potencial de su ciudad-.  Alicante- ciudad, en especial, y la  Costa Blanca en general es un destino ‘potente’ tenemos mil y una oferta y mil y una forma de completarlas y complementarlasdebemos creérnoslo, debemos seguir trabajando para que todos seamos partícipes de nuestra ‘grandeza’ –también de nuestras ‘debilidades’ que se pueden sanar- y debemos inventarnos y reinventarnos tantas veces como sea necesario… vendemos experiencias, sentimientos, sensaciones ,… y sabemos que ‘muy pocos’  que nos hayan  visitado vuelven a sus ciudades de origen ‘indiferentes’ … todos guardan en sus recuerdos y en sus corazoncitos un trocito de nuestro Mediterráneo, de nuestro azul, de nuestros arroces, de nuestras fiestas, de nuestros lugares singulares… Creámoslo 😉

)Por otro lado, me invitaron a una visita guiada, digamos ‘singular’, Jack the Ripper. El punto de encuentro era The Tower Hill y desde allí el guía nos iba trasladando a cada uno de los enclaves en los que se produjeron los macabros asesinatos en 1888.  Fue muy interesante comprobar como un ‘buen’ guía con sus explicaciones y sus silencios –vitales en esta visita- fue capaz de ‘transportarnos’ a un Londres de la época victoriana del que quedan muy pocos restos… aquellas estrechas calles por las que apenas cabía un carruaje, aquel barrio de marineros y estribadores -centro de ‘ocio’,  favores sexuales y enfermedades-, aquella niebla espesa acrecentada por el humo procedente del carbón que se quemaba como única fuente de energía (que apenas permitía ver la mano puesta delante de nuestra cara)  … Pobreza, sexo, oscuridad,…  y … unos asesinatos que fueron un ‘filón de oro’ para una emergente prensa ‘sensacionalista’ …

Pese a ello, nuestro guía – Dominique -fue muy hábil ‘sacándole punta’ y ofreciendo al grupo todo tipo de explicaciones e información de cada uno de los pocos elementos con los que nos fuimos encontrando… La visita se alargó bastante más de una hora pero el ‘clima’ que supo crear, la cantidad de datos que facilitaba –con todo ‘lujo’ de detalles-, el poder de contextualización, … hizo que el tiempo nos pasara ‘volando –y eso pese al frio!- Mi amiga Marta Keller seguro que hubiese sacado material para un post completo porque fue ‘toda’ una experiencia… 😉

Para finalizar, una última reflexión, ya he dicho que me sorprendió la cantidad de españoles que encontramos, en la mayoría de los casos universitarios sin empleo en España trabajando en su mayoría en hostelería para perfeccionar su inglés y abrirse camino dentro de sus respectivas profesiones en el Reino Unido… Cuando les oí hablar –algunos  me contaron amablemente su ‘historia’- no pude evitar pensar que en nuestro país se está produciendo una verdadera ‘fuga de cerebros’ … hemos invertido unas importantes sumas de dinero en la formación de nuestros jóvenes y ahora muchos de ellos (muchos, muchos…) se han visto obligados a salir de España para abrirse camino en otro país … ¿nos estamos quedando sin ‘talentos’, sin ‘valientes’, sin ‘emprendedores’?… Os dejo este comentario de una bilbaína licenciada en empresariales que me sirvió un ‘panini’ antes del inicio de la visita guiada que os he comentado en un pequeño establecimiento ‘take away’ a pie de calle…

-Cuando vuelvo a Bilbao lo hago para un fin de semana o poco más porque echo de menos a mi familia y voy a verles pero de mis amigos de la facultad ya no hay ninguno en Bilbao… todos estamos fuera!” 😦

¿No es parece que es una pena ?

Anuncios

6 Respuestas a “Reflexiones tras mi regreso de Londres

  1. Marichel:

    Tanto este post como el anterior destilan mucho amor por la terreta …

    …Y lo que dices de nuestros jóvenes. Son, sin duda, la generación más y mejor preparada de nuestra historia … y se nos están yendo. Para mí, lo más grave de esta crisis, lo que más me preocupa, es que nuestra juventud sienta que no hay futuro. Los porcentajes de paro juvenil son insoportables. Lo vivo (lo sufro) como ciudadano …y como padre…

    Besos

    • Totalmente de acuerdo contigo… es una pena que la generación seguramente más preparada se tenga que ir fuera porque seamos incapaces de ‘coger el toro por los cuernos’ … toda la inversión que se ha hecho en ellos será ‘rentabilizada’ por otros países… Lo dicho, una pena 😦

  2. Hola

    Un artículo muy interesante porque tocas muchos temas, realmente el resumen no es que los jóvenes crean que no hay futuro sino que conozco muchas parejas adultas con niños que están pensando en emigrar para que sus hijos tengan un futuro. Realmente no somos conscientes de la pérdida que supone de capital humano para todos pero nos lo hemos ganado a pulso, siempre me gusta decir que somos una mezcla de la picaresca del Lazarillo y el esperpento de Valle Inclán. Esto entronca con el turismo en Alicante, también es muy valenciano, o pensamos con prepotencia que lo nuestro es lo mejor o lo menospreciamos. Ni una cosa ni la otra. En el otro lado de la balanza está la esperanza, hay mucho por hacer y claro que hay futuro, peor lo tenían nuestros padres, abuelos, etc, simplemente ellos tenían capacidad de lucha y sacrificio y no vivieron una burbuja como nosotros, cualquiera tiempo pasado fue peor, el futuro está delante y las claves son tan antigüas como la propia historia de la humanidad: trabajo y pasión, con gente como tú seguro que el futuro será brillante. Gracias por compartirlo.

  3. Que suerte estar por Londres! Es una ciudad fantástica! Realmente es una pena lo que está ocurriendo con esta generación de jóvenes, la más preparada y que sin embargo se tienen que marchar del país, pero es que aquí se les da alguna alternativa?
    Por otro lado y desde un punto de vista económico es un auténtico desastre, se invierte en educación y los beneficios de ese capital humano ya formado no revierten en el Estado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s